Sitio Oficial del Festival de Literatura de Copenhague 2016

Marco Antonio Hernández

Marco Antonio Hernández – México, 1980.

Poeta y músico. Proyectos independientes: La revista: «Voces de abajo» (1998), de existencia efímera. Proyecto musical: Tacumba Son Jarocho Afro-ConfuSiONes. Laudería: construcción de instrumentos de son jarocho. Difusión del son jarocho: tres Encuentros de Jaraneros en San Cristóbal de las Casas, Chiapas, México. El libro: Dormido en mi sensación, publicación independiente. Treffen der Fandangueros, Freiburg im Breisgau, Deutschland. El libro “danzas paganas”, editorial Espantapájaros, México, julio de 2017. La revista contracultural: Fanzine alter|nativo, Freiburg im Breisgau, septiembre de 2017. Algunos de sus poemas han aparecido en las revistas: Aria (Xalapa) y Espacio Nahuiollin (Puebla). Actualmente vive en Freiburg im Breisgau, Alemania, en donde continúa con su proyecto musical Tacumba son jarocho Afro-con-fuSiONes, coordina los proyectos: Treffen der Fandangueros y Las lecturas del fanzine, además construye jaranas, confecciona versos y blablabla. Hace parte de la Caravana México al Margen, Caravana Literaria 2018.

Marcolm X

Este fantoche e iracundo jaranero, atrabancado a sus anchas y aliado de sus enemigos; este individuo inconforme contra quienes lo alagan y desdeñoso contra los que le suman flores; este cantador que desafina en las tertulias y que ha sido calumniado por su afinidad por los anti-redentores de la rebeldía; este multifacético personaje sobreviviente a las clásicas tundas de los encolerizados y a las madrizas de barrio; este payaso de pacotilla, atrabancado a más no poder; este músico de la calle, que se volvió poenauta porque para poeta le faltó mucho, asegura, alevoso e insistente, que sus ocupaciones dependen del humor en que se encuentre. Cuando el clima es propicio fabrica instrumentos del son jarocho; los momentos de insomnio copula versos; los días intensos y de fiesta, inventa tocando la jarana, y en su tiempo libre se llama: Marco Antonio Hernández.

Fotografía©Lorenzo Hernández

Leave a reply